¿Qué hacer si chocaste y no tienes seguro? 80% de los percances automovilísticos ocurren por factores humanos.

Un día como cualquier otro, sales de casa, manejando con prudencia, pero de repente, en el tráfico denso de la ciudad, alguien por descuidarse unos segundos te choca y tú no tienes seguro. Esto es lo que se vive a diario, ya que de acuerdo con la Secretaría de Salud, 80% de los accidentes automovilísticos suceden por factores humanos.

Cabe destacar que ya es obligatorio tener una póliza para cubrir gastos de responsabilidad civil, sin embargo, si aún no cuentas con uno, Seguro X Kilómetro, único servicio 100% tecnológico te dice qué pasos seguir en caso de un percance:

● Lo primero que debes tener en cuenta cuando ocurre un accidente – en esta y cualquier otra emergencia – es mantener la calma. Enciende las intermitentes y asegúrate de que tú y tus pasajeros se encuentren en buenas condiciones; posteriormente, inspecciona tu vehículo.
● Una vez que verifiques que todo está bien, es momento de llamar a las autoridades.
● Nunca te des a la “fuga”: En caso de causar un choque y no contar con un seguro de auto, no intentes escapar. Además de ser reprobable moralmente, podría ocasionarte problemas legales y empeorar la situación.
● Si la persona no desea hablar, busca un oficial de tránsito, o bien, de cualquier tipo y deja las cosas en sus manos; él o ella tomarán cartas en el asunto y encontrarán una solución al problema.
● Espera a la aseguradora: Que no tengas seguro de auto, no significa que serás responsable absoluto del siniestro, ya que, si el otro vehículo sí tiene póliza, éste brindará asistencia médica en caso de estar herido.
● Toma en cuenta que el ajustador está obligado a negociar contigo lo ocurrido.
● Aquí, quien determina la responsabilidad del accidente, son los oficiales de tránsito. Por ello, tras evaluar el daño, la aseguradora está autorizada a pedirte que cubras determinados gastos; en esta situación, debe ofrecerte un recibo.
● Si no se llegó a un acuerdo, tienes derecho a ir con un juez para que se realice un peritaje del percance; sin embargo, este podría implicar un pago extra.

Por estas razones, es importante estar protegido, ya que no sólo ayudará a tus bolsillos y asegurará servicio médico en caso de necesitarlo, sino que también te evitará procedimientos judiciales, pérdidas de tiempo y, por supuesto, desgaste emocional.

Author: Fernando Del Angel

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *